Los cultivos leñosos crecen en España, especialmente de la mano de almendros y pistachos. La tendencia responde a la popularización del consumo de este tipo de frutos secos. La alta rentabilidad sumada a los probados beneficios nutricionales juega a favor de estos cultivos.

Los frutos secos tienen “buena prensa” entre los profesionales de la salud como una opción de aperitivo saludable y nutritivo (sobre todo en su versión sin sal), tienen una gran variedad de aplicaciones en gastronomía, en la industria agroalimentaria e incluso en cosmética que suponen un importante valor añadido.

En la tarde el jueves 10 de marzo tendremos la oportunidad de conocer los entresijos, los pros y los contras de la implantación de estos nuevos cultivos. En torno al título “Nuevos cultivos leñosos: almendro, pistacho y nogal” cuatro contrastados profesionales compartirán sus conocimientos y experiencias que pueden servir de referencia para otros muchos emprendedores se decidan a dar el paso.

FÉLIX TALEGÓN, cultivador de pistachos en el municipio de Toro, siendo uno de los pioneros en este cultivo en la provincia de Zamora. Se dedica, además, a la plantación y mantenimiento de plantaciones para terceros con lo que cuenta con una amplia experiencia en el cultivo.

 

 

 

 

JULIÁN GUERRERO, doctor en Ciencias Bilógicas. Ha sido investigador durante  14 años en el Centro agrario “El Chaparrillo” de Castilla-La Mancha dedicado a la investigación en cultivos leñosos dedicándose en la actualidad al asesoramiento agrotécnico del cultivo del pistachero. Dirige la consultora OMNIA PISTACHO.

  

 

 

 

 

MIGUEL ÁNGEL GUTIÉRREZ, gerente de la empresa de nueces Valnut. Es un apasionado del Nogal, cultivador de plantaciones de nogal, creador y comercializador de la marca Valnut. Está involucrado en la evolución del cultivo del nogal orientado a las nuevas exigencias del mercado.

 

 

 

MANUEL FARIÑA PÉREZ, Ingeniero Agrónomo, especializado en viticultura y enología. Desde el 2015 gestiona una explotación familiar de producción de almendras en superintensivo. Con este cultivo, pretenden tener un campo de experimentación y una alternativa agrícola viable a los tradicionales cultivos herbáceos o leñosos de la zona.

 

 

 

 

 

 

 

Pin It on Pinterest

Share This